Domingo, 05 Mayo 2013 16:45

Un error de concepto

Por  Alicia Moro
Valora este artículo
(0 votos)

Hay muchos mitos sobre la contratación de un asesoramiento de imagen, creencias generaIizadas, en su mayoría, erróneas.

Un error de concepto

Mencionaremos varias de ellas:
 
‘‘Están relacionados sólo con la frivolidad y la imagen externa. Error, se parte de la imagen interna, como base del asesoramiento, hasta arribar a la externa y obtener un resultado satisfactorio y perdurable’’.
 
 
‘‘Un consultor sólo asesora sobre las tendencias y looks del momento. Error, un trabajo hecho a conciencia, consiste en analizar una serie de factores que permitirán alcanzar un estilo o cambio, aplicable en el ámbito personal y laboral, de quien lo solicita”.
‘‘Se trata de una fórmula aplicable a todos por igual. Error, es un trabajo hecho a medida, único, como lo es cada persona que contrata el servicio”.
 
‘‘Es un servicio sólo para gente con alto poder adquisitivo, ya que los honorarios de un consultor, son altos. Error, los asesoramientos se adecuan a las necesidades y al presupuesto de cada cliente”.
 
‘‘No hace falta contratar este servicio, basta con tener buen gusto. Error, el buen gusto no basta, un asesor analiza una serie de factores, la personalidad de su cliente, sus proporciones, silueta, color de piel y cabello y por sobre todo, la situación que lleva a aquel, a realizar la consulta y sus expectativas sobre la misma”.
 
“El asesoramiento de imagen, es un trabajo hecho a medida y requiere de un profesional idoneo, para que el resultado sea optimo".
 
 
Visto 717 veces
FacebookLinkedinPinterestE-mail